China va por la Conquista de la Moda

El gigante asiático planea competir con la moda europea y lanzará marcas textiles, según un estudio de EAE Business.

Los resultados del estudio realizado por la importante escuela de negocios pronostica que China creará marcas locales de ropa que podrán competir con precios bajos en Occidente y a través de distribuidores compatriotas.

Desde el siglo pasado China comenzó a dar sus primeros pasos rumbo a la Conquista por la Moda cuando produjo masivamente tejidos más económicos, que años más tarde proliferó con acuerdos con grandes marcas occidentales que buscaban rebajar los costes de producción.

Ahora, China busca crear sus propias marcas de ropa y controlar toda la cadena de producción textil, incluidos el proceso de diseño y la creación de tendencias. Las condiciones actuales la favorecen puesto que el crecimiento de su clase media le permite un rol ascendente como consumidor. Se espera además a un plazo más largo que China cree marcas de lujo propias con distribución local en Occidente.

El éxito de las marcas orientales es una realidad sobre todo en las  creadas en China, tal es el caso de Huawei en el rubro de las telecomunicaciones. Aún no ha surgido ninguna marca de moda china, sin embargo en cualquier momento puede surgir en alguna de las maquiladoras que ahora trabajan para marcas internacionales como Armani, Valentino, Inditex o H&M, entre otras.

Europa ha dejado de producir ropa en sus fábricas y los chinos están aprendiendo de los europeos en este negocio.

Pese a la existencia de algunas marcas de origen chino en España, aún no son lo suficientemente fuertes para competir en el mercado. Para el director del Master Internacional en Marketing de Moda y Lujo del ESIC, Rafael Pérez Arroyo, esas empresas podrían competir a nivel de precios, pero para igualar a las marcas europeas en creatividad y manejo de negocios, aún falta claridad que no duda vaya a darse poco a poco.

De momento, China es el principal exportador de moda a España, con un volumen total de más de 6,200 millones de euros en 2017, según datos de CESCE. Por supuesto, los avances en la producción automatizada le pueden ayudar a China a generar precios aún más competitivos ahorrando el tiempo de fabricación.

El director del Retail Institute de España y Latinoamérica, Laureano Turienzo, considera además que el consumidor chino ha refinado su gusto, y eso es lo que producen. China ha empezado a renunciar a su imagen de barato. Ahora la tecnología que fabrican es de gran calidad y los anuncios publicitarios están llenos de personalidades chinas a diferencia de antaño en que las marcas locales  preferían celebridades occidentales.

Turienzo también considera que las plataformas en línea como Alibabá y Amazon podrían jugar un papel clave en este negocio. “Las patentes que estamos viendo de amazon por ejemplo, sobre el sector de la moda, son absolutamente disruptivas, y predicen que seguirá siendo el mayor distribuidor en la moda en Occidente. Lo mismo pasará con Alibaba, pero la gran diferencia es que Amazon está creando sus marcas propias de moda y Alibaba no”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *